Europa y sus dilemas

Tiempo de lectura: ...

Ante una sala colmada, el destacado intelectual francés abordó la crisis actual del Viejo Continente y valoró los procesos emancipadores desplegados en algunos países de Latinoamérica.

 

Mesa. Cortés, Ipar, Balibar, Fassin y Tejera disertaron en la Sala Solidaridad. (Jorge Aloy)

Ante una sala Solidaridad repleta, el filósofo francés y profesor emérito de la Universidad de París X Nanterre Étienne Balibar brindó en el Centro Cultural de la Cooperación Floreal Gorini una conferencia titulada La crisis en Europa y las alternativas democráticas. La organización estuvo a cargo del departamento de Estudios Políticos del CCC, la Universidad Nacional de Quilmes, el Centro Franco Argentino de Altos Estudios (Universidad de Buenos Aires) y el Programa Lectura Mundi (Universidad Nacional de San Martín). Acompañaron a Balibar Martín Cortés y Ezequiel Ipar (investigadores del departamento de Estudios Políticos del CCC), Éric Fassin (sociólogo y profesor de la Universidad de París 8) y Laura Tejera (traductora). «Este es un Centro Cultural que hace tiempo trabaja en la producción y difusión del pensamiento crítico y en ese sentido para nosotros tener aquí a Étienne Balibar es un gran honor», comentó Cortés en la apertura de la conferencia.
«Todos mis compromisos políticos acerca de muchos problemas y muchas de mis intervenciones político teóricas acerca de la política contemporánea se hicieron desde un punto de vista que puede llamarse federalista europeo», señaló Balibar al comienzo de su exposición. El filósofo, conocido por escribir, entre otros libros, Para leer El Capital (en coautoría con el filósofo marxista Louis Althusser) y Violencias, identidades y civilidad abordó además la situación singular que atraviesa la economía del Viejo Continente, marcada por variables regresivas, por el «fracaso del federalismo» y por la imposibilidad de mostrase como alternativa frente a Estados Unidos. Por otra parte, apuntó: «Un aspecto de la crisis es la falta de perspectivas desde Europa sobre la globalización, es decir el hecho de que Europa se muestra completamente incapaz de actuar como una fuerza alter mundialista, en dirección de otro tipo de globalización». Y agregó: «Eso quiere decir, para mí, que la palabra de alter globalización y todos los movimientos que se desarrollan a partir de esa idea, muchos de ellos de América Latina, tienen una relevancia enorme para nosotros».

 

Semilla racista
Ipar, en tanto, habló sobre los aportes de la obra de Balibar, que abordan la cuestión del racismo «como uno de los nudos gordianos de eso que hace fracasar reiteradamente a las políticas emancipadoras» e hizo referencia a los rasgos del racismo contemporáneo y sus diferentes expresiones en el mundo. Por otra parte, Ipar comentó que, a diferencia de lo que sucede en Europa, en América Latina no existen partidos políticos «que puedan aspirar con éxito a reunir a un tercio o un cuarto del electorado a partir de llamados que no disimulan la estructura segregacionista y el contenido racista de su ideología».
La ponencia de Fassin, en tanto, versó sobre «La cuestión rom: una biopolítica neoliberal de la raza», es decir, sobre la discriminación y persecución de gitanos rumanos y búlgaros que emigraron a Francia y que actualmente son ciudadanos de ese país. «¿Por qué los responsables políticos sostienen de manera irresponsable y contra toda racionalidad de gestión la cuestión rom?; ¿por qué tantos políticos locales y nacionales alimentan el miedo en su electorado que, por el contrario, fragiliza aún más sus mandatos?», fueron algunas de las preguntas que realizó Fassin, destacando que por su reputación nómade los gitanos son considerados «incapaces de integrarse al mundo» y, por esta razón, «no se los deja instalarse, son perseguidos y destinados a errar eternamente».

Pablo De Micheli