Contenido restringido

«En el gobierno de Alan García estaban dando gracias y conmutaciones de penas y me pidieron un dinero exorbitante. Yo quería bajar mi condena a 15 años y me querían cobrar 150.000 dólares» dijo el narcotraficante Oscar Benítez Linares frente a una comisión investigadora del Congreso de Perú. Linares admitió que quiso ser parte de los 400 traficantes beneficiados en el marco de los 5.500 indultos y reducciones de penas que otorgó la comisión de Gracias Presidenciales del gobierno aprista. El miembro de esa comisión designada por García para visitar cárceles y negociar con los delincuentes fue el abogado Manuel Huamán Montenegro, condenado por comprar una hacienda para producir cocaína. La actual procuradora antidrogas, Sonia Medina, repudió aquellos beneficios.